octubre 29, 2013

Hay un ave

Rodrigo Palomino
Racket_Tailed_Drongo

Hay un ave que ronda mi jaula,
me pregunta si esto es vivir.
Hay un ave que ronda mi jaula,
por más que le grito, no se quiere ir.

Aquel ave atormenta mis sueños,
me canta al oído canciones del mar.
Por los días me cuenta de montes,
de selvas y frutos de un extraño lugar.

Yo le ruego que calle su canto,
que no quiero-no puedo volar.
Pero el ave prosigue su canto
con fuerza, y dulzura en su bello mirar.

Un buen día levántome lento,
veo en sus ojos la felicidad.
Me aproximo a la jaula violento
y le pido me libre y me enseñe a volar.

Ella ríe, canta y salta;
desplega sus alas,
echa a volar.
La contemplo,
me aferro a la jaula,
le grito: ¡cobarde!
tan sólo la veo
llevar con sus alas
mi felicidad.

Una tarde, en mi jaula, vencido,
veo una pluma del cielo caer.
Es señal de mi ave esperada
diciéndome: al fin, habré de volver.

Ella llega, llena de vida;
y se posa, llena de paz.
Lleva en su pico una llave dorada,
será la encargada de mi libertad.

Con ternura, me entrega la llave,
la recibo con gran emoción.
Al hacer uso de mi llave
se deshacen los muros de mi prisión.

Ala con ala volamos los cielos,
viento en mi cara, mis plumas al sol.
Es el mundo un campo abierto
donde galopa mi corazón.


Rodrigo Palomino
Estudiante de Letras Hispánicas en la UNAM
@palogriffy

Comenta esta entrada

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>